17 septiembre 2013

Rúcula, como sembrarla y cultivarla

se vuoi leggerlo in  Italy icon
En el hemisferio sur, en estos días está llegando la primavera y ahora debemos hacernos encontrar más que preparados al nacer y renacer de toda vida vegetal. Este es el periodo donde màs deberemos dedicarnos a nuestro huerto urbano o no urbano, que sea. Recordemos siempre que entre los dos hemisferios, el del norte y el del sur, hay una diferencia de seis meses....asiqué el mes di septiembre de ellos corresponde a nuestro mes de marzo.
 Para quien comienza por primera vez esta experiencia, mi consejo es de decidir de antemano que cosa uno quiere cultivar, dedicándose a pocas plantas, para no perderse de animo inmediatamente......dado que esto tiene que ser un placer, una diverciòn, un relax.....  
Como siembra, yo les aconsejo de comenzar con la rúcula, que es una hierba perenne fàcil de cultivar, que no requiere grandes atenciones y que germinará rápidamente. 

La rúcula hoy ha sido muy revaluada en varias partes del mundo gastronomicamente, pero no hay que olvidarse de las propriedades que ella posee: es rica de vitamina C y de potasio.
Culinariamente, sobre todo, viene utilizada en las ensaladas, por sus hojas tan tiernas y por ese gusto particular que le da, pero aquì en Italia viene utilizada en todos modos sea en crudo que hacíendola cocinar:  en las pastas sea calientes que frías, con el arroz, sobre las pizzas, con los pescados o la carne, y que decir del pesto que se obtiene!! Bueno esto lo iremos viendo màs adelante.... 
Primero de todo tendremos que ocuparnos de las semillas si queremos llegar a utilizarla en la cocina!


La rùcula puede ser sembrada desde el inicio de la primavera hasta fin de otoño; privilegia una temperatura càlida, tengamos en cuenta que no aguanta mucho el calor, y de verano mucho el sol directo, esto hace que la hierba tome un gusto mucho màs amargo.   



La rùcula no necesita de macetas demasiado profundas dado que no tiene un aparato radical muy grande, y tampoco necesita de un terreno particular.  
  Las semillas son verdaderamente pequeñas, yo personalmente, las derramo sobre la tierra, asì como caen y luego las cubro con una ligera capa de humus y las riego muy delicadamente. El terreno deberà mantenerse constantemente húmedo, cuidado a no exceder, y ya a los pocos días veremos nuestras semillas germinar  y a las 3-4 semanas podremos comenzar a cosecharla. Los tiempos depende mucho de la temperatura y de las temporadas, lo ideal serìa mantenerla sobre los 18-20°.

Dado que la rúcula es una hierba a producción continua, no hay que cortarla desde la raìz, sino iremos cortando, a la base, solo las hojas.....y ellas para agradecernos continuaran a reformarse hasta cuando no llegarà el momento en que floreceràn. 



También las flores viene utilizadas en las ensaladas; para mi tienen un gusto demasiado amargo.......prefiero dejarlas en la planta esperando que produzcan las semillas para la pròxima siembra!!! 



Esta es una operación muy sencilla: serà suficiente dejar las plantas que  han florecido en el terreno; pondràn sus frutos, que no son otra cosa que vainas que encierran las semillas, Una vez que las plantas se han secado, podremos cortarlas y quitarles las semillas que conservaremos en frascos de vidrio, o de cualquier modo en un lugar seco y donde no puedan humedeserse. 

BUEN TRABAJO!!!!!!


No hay comentarios.:

Publicar un comentario